Tipos de armario

La forma de apertura del armario viene determinada por la comodidad, pero sobre todo por el espacio disponible en la habitación.

Los diseños abiertos, tipo vestidor, nos permiten observar todo el interior, sin embargo, no aíslan las prendas de vestir y otros enseres del polvo. Así mismo, dejan a la vista la posible desorganización.

Los armarios de puertas plegables ahorran bastante espacio; sin embargo, restan visibilidad a los laterales del mismo.

Las puertas correderas son muy prácticas. Pueden ser de dos tipos: apilables y coplanares. Aunque al abrir un solo cuerpo del armario, dejan al descubierto únicamente esa parte, son los que solucionan de manera más óptima los problemas de espacio frontal; ya que, no chocarán con ningún otro elemento decorativo de nuestro dormitorio.

Por último, los armarios con puertas batientes o de libro, son los que más posibilidades nos ofrecen puesto que, podemos utilizar su cara interna y muestran todo su interior. Pero, el ángulo de apertura respecto a otros tipos de armarios, necesita estar fuera de obstáculos.

Por todo lo comentado anteriormente, hemos de decir que, a la hora de elegir el armario debemos, no solo de tener en cuenta nuestros gustos y preferencias personales, sino también, hay que valorar el efecto óptico que éste tendrá en el conjunto de nuestro dormitorio. Dando lugar a un espacio armónico y placentero, con sensaciones de paz y tranquilidad, que no son más que las emociones que nos tendrá que transmitir nuestra habitación.

Con nuestra gama de armarios Essential Line, conseguirás un armario de calidad, muy funcional, con un diseño atractivo y un precio sin competencia. Ven a verlos en nuestra exposición